22 de enero de 2012

DELFINCITO DEL PRO MUY INFLADO- PESCADITO RITONDO: RETROCEDE 20 CASILLEROS.

Una nota en extremo elogiosa sobre una figurita prrro, se publicó ayer en el Palco de Doctrina.
El sujeto de marras, Marcos Peña, fue presentado como un funcionario "con pensamiento estratégico, una usina de ideas, un hombre de gestión, de consulta permanente para Mauricio".
La enjundiosa columna, describió a este jóven proáceo, como una mezcla poco menos que de John Fitzgerald Kennedy, Albert Einstein, Mahatma Gandhi y Jesús de Nasareth.
Un verdadero genio, una luminaria, a la cual Maurizzio desearía ver como su sucesor al frente del gobierno de la ciudad, cuando él deje esa poltrona.
Si es verdad el 30% de lo que dice The Nation, pues este delfincito avanza varios casilleros, en la interna de baja intensidad entre los amarilláceos, rumbo al 2015.

En cambio, todo lo contrario le ha sucedido al vicejefe de la legislatura porteña, y coordinador de barras bravas Pro de zona sur, Cristian Ritondo.
Este homúnculo, es un sujeto de rrioba, arrebatado, y muy seguro de sí.
Apenas asumido Maurizzio, en su segundo mandato, mandó a pintar no pocas paredes, con la leyenda "Ritondo, Jefe de Gobierno 2015".
Un atrevido.
Unos días antes, incursionó en la política futbolística en Nueva Chicago. Apoyó a la lista del ex barra, Fusca, y algunos muros de Mataderos, aparecieron con carteles "Fusca presidente. Apoya Ritondo".
Cuando ganó su patrocinado las elecciones del Torito de Mataderos, Ritondo twitió eufórico, celebrando el triunfo de "mi amigo Fusca".
El mismo que hoy es famoso, por su frase "a mi la seguridad me chupa un huevo, yo quiero salir campeón", y que se mandó la cagada de juntar a los barras de "Los Perales" con los de "Las Antenas".
Después de lo que pasó en el Santojanni con barras vinculados a Fusca, furiosos por el asesinato de uno de ellos a manos de una facción rival, el twit del 4 de diciembre del año pasado de Ritondo, es casi un twitercidio político a esta altura.
Ooobviamente, Cristian se llamó a silenzio stampa total, acerca del tópico.
La prensa complaciente le hizo la segunda, y no lo escrachó ningún diario opomorfo, ni tacuariense ni mitrista.
Empero, Ritondo y su gente ya venían haciendo trapisondas, desde los incidentes del Indoamericano y el Albariño de diciembre de 2010, donde barras Pro hicieron una serie de violentas contraofensivas y ofensivas, contra los que ellos llaman "bolitas, negros okupas de mierda".
No está confirmado judicialmente, pero se sospecha que al menos uno de los tres muertos de esos días, pudo haberlo sido a consecuencias del accionar de un grupo de "vecinos" (léase de una patota Pro de la zona).
Si bien, Ritondo y su gente tienen su peso específico en el Pro, y le son útiles al jefe Maurizzio, quien de hecho le dio la vicejefatura primera de la Legislatura, éste no lo tiene como un candidato presentable para sucederlo, ni tampoco le encomendó grandes misiones de armador político.
Y eso que podría aprovechar sus inmejorables contactos con el duhaldismo residual,el matrimonio Camaño-Barrionuevo, el intendente de Malvinas, Cariglino, entre otros.
En suma, pese a ser el más conocido dentro de la patita peronista del Pro, Macri no le delegó a Ritondo, o al menos a alguien de su entorno, una función vital para las chances futuras de los amarillo patitos, como ser tender la red de aliados en la Provincia de Buenos Aires, dándole esa tarea a un properonista más dúctil como Emilio Monzó, con la lábil excusa de que este es bonaerense y el primero, porteño.
Monzó, muy amigo del colo Chantilli, es tan hiperkinético como discreto y -además de poder juntar en su ambulancia amarilla a peronistas del derechal tirados en el camino por la desbandada del macrocéfalo- tiene también llegada a intendentes ex radicales como Meoni y Cachi Gutierrez, los cuales han quedado huérfanos de referentes, tras el retiro de Cletino Cobos a la actividad ingenieril, (Dios se apiade de la ingenieria), y están con un pie adentro del macrismo.
En definitiva, mientras Marquitos Peña, avanza flipando cual delfin de Mundo Marino, y lo elogian hasta la desmesura, el pescado Ritondo, retrocede sumido en el mutismo, varios lugares.
Va a tener que coletear fuerte contra corriente, si quiere seguir nadando en la grilla de candidatos prrro.

7 comentarios :

Guillermo dijo...

Y no está tan errada "La tribuna de doctrina", al lado de Ritondo, M.Peña es Winston Churchill.

Luis María Drago dijo...

La nota esa de La Nación que menciona, salió como para empezar a tapar, con el rostro de monaguillo de Peña, la cara ligada a los barras de Ritondo, y las denuncias de Lorena Martins.
Pero le tienen que dar mucha manija mediática a este pibe, ya que por ahora es una jóven promesa, bastante desconocida.

Guiñapo Sanguinolento dijo...

Polito, que pasó con su sátira de Susana Viau de los domingos, esta vez me falló.
A mi, Ritondo y Fusca me chupan un huevo.

Polito dijo...

Jajaja, ¿Qué hacés Guiña?,
Mirá, no lo vas a poder creer: me gustó la nota de Viau de hoy.No da para la sátira.
Tiene un tono descalificativo hacia el kirchnerismo como siempre, pero se enfoca más en una detallista descripción de las movidas políticas de Mariotto, antes que en mandar vaticinios absurdos, y todo tipo de frutas y verduras, como es su costumbre.
Espero que no se repita, Susaneta: si abandonás el periodismo ficcionalizado y bizarro, no voy a poder seguir posteando sobre vos los domingos, para divertir a la monada.

iris dijo...

Lo de "ideas" debe ser una referencia a la fundación, sino no se entiende...
En fin, hay mucho pescado podrido en la pecera del PRO.

Chelo Saavedra dijo...

Y a medida, Iris, que se les van quemando los pescaditos (Michetti, Ritondo, R.Larreta) necesitan promocionar una usina de IDEA, como este Peña.

Marquez dijo...

Lombardi es porteño y Macri lo manda al interior a armar acuerdos con intendentes radicales como esa Ayala de Resistencia. No lo manda a Ritondo, porque salvo con los muertos vivos del tren fantasma de Duhalde, no podria acordar nada con nadie.