12 de junio de 2012

AUNQUE FALTEN 3 SIGLOS, ES BUENO TENER UN PLAN "B" PARA EL FPV:

El tema es controversial en campamentos propios, cuando se trata del Dani de Villa Lañata.
Para muchos es intragable la idea de que sea el candidato FPV para 2015.
Para el suscripto, si bien esa posibilidad no lo promueve a efectuar brincos y saltos mortales en tirabuzón, a modo de acrobático festejo, tampoco le resulta revulsiva.
Se trata de sopesar la realidad e interpelar al devenir: sólo el crecimiento alto y sostenido del PBI,con bajo desempleo,acceso al crédito y al consumo, para la gran mayoría de la población, podría dar lugar a una Cristina "eterna", un delfin cristinista, o un "zutano/a al gobierno, Cristina al poder", que emergiera victorioso de las presidenciales de 2015.
Sobre todo si se tiene en cuenta que en 2015, concluirá el tercer mandato presidencial del mismo signo político consecutivo, algo inédito en la historia democrática.
Eso supone un desgaste inmenso, y los desgastes de gestión, solo suturan con el mantenimiento más o menos constante, del ciclo virtuoso del trípode, economía, empleo y consumo.
Por ello, ante este empedrado 2012, en el cual urge resolver el dilema energético deficitario, la pulseada pro-devalueta, y que la desaceleración económica no se profundice ante el bajo crecimiento brasilero, es bueno ir bosquejando, garabateando aunque sea, un plan "B" para el FPV.

Al respecto, leemos una interesante nota (con el filtro cristinista puesto, como siempre) en un diario de financiero ámbito, de un tal Rudman:

-"Más allá del dólar, las tarifas del transporte, los servicios públicos, la inflación y la soberanía hidrocarburífera, ya está instalado en el oficialismo el debate sobre otro problema más mundano y sin principio de resolución: la sucesión presidencial en 2015. Por ahora, sólo es visible un sector de la dirigencia gubernamental que predica su absoluto e incondicional culto a Cristina de Kirchner, con proyectos de reforma constitucional incluida para habilitar un tercer período de Gobierno. Allí militan el presidente de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez, Diana Conti, Edgardo Depetri, Luis DElía y Hugo Yasky, entre otros. Sin embargo, ya empezó a asomar otro sector más amorfo, sin cabecillas visibles, que empieza a resignarse ante la instalación de Daniel Scioli como potencial heredero de la Casa Rosada en 2015.
En los círculos gubernamentales, el principal axioma para conservar el poder consiste en estos días en repetir que, más allá de quien sea el candidato o candidata en 2015, lo importante es que el peronismo llegue entero y sin heridas mortales al final del mandato de Cristina de Kirchner. Ni Scioli ni cualquier otro peronista que se precie de tal, ven conveniente un agravamiento de la situación económica o política. Todos pierden ante ese escenario, frente al PRO de Mauricio Macri o al FAP de Hermes Binner, no importa el adversario-. Y los kirchneristas de paladar negro que intuyen que la Presidente no buscará una reforma constitucional, tan virtual como las proyecciones sobre las elecciones legislativas del año próximo, ya empiezan a buscar nombres para encorsetar a Scioli con un/a compañero/a de fórmula. Un simil de Gabriel Mariotto pero trasladado a la Nación y con la capacidad de amparar a las distintas tribus K que quedarían huérfanas si la Presidente no reelige. Allí se inscriben desde La Cámpora, hasta el Movimiento Evita y Kolina.
Estos sectores son los que ya comenzaron a masajear un potencial binomio 2015 encabezado por Scioli y secundado por Alicia Kirchner, la ministra de Desarrollo Social que se encamina a encabezar la lista de candidatos a diputados nacionales por la provincia de Buenos Aires. Su agrupación, Kolina, fungiría como la única superestructura con células madre kirchneristas capaz de cobijar a La Cámpora y otros sellos alimentados desde 2003 por Néstor y Cristina de Kirchner. Este plan comienza a tener cada vez más anclaje en la realidad, sobre todo desde que el Gobierno debió resignarse a dar de baja el pliego de Daniel Reposo como candidato a procurador general de la Nación. A pesar del 54,11 por ciento de 2011 y de contar con mayoría en ambas Cámaras del Congreso, el oficialismo no logró sumar los dos tercios de los votos para blindar al sucesor de Esteban Righi. Un proyecto de reforma constitucional, más allá de una eventual re-reelección, necesita también de esa mayoría agravada.
Con la hermana de Néstor Kirchner como compañera de fórmula, el peronismo se aseguraría una transición ordenada y controlada. Los 27 mil millones de pesos de presupuesto que controla la cartera de la cuñada presidencial aseguran la contención, no sólo de los movimientos sociales, sino especialmente de los intendentes del conurbano. Además Kolina ya cuenta con un staff consolidado de dirigentes que incluyen en su mesa nacional a la gobernadora de Catamarca, Lucía Corpacci, al virtual gobernador de Río Negro, el senador Miguel Pichetto y a la ministra de Industria, Débora Giorgi, el ministro de Educación, Alberto Sileoni, además de 38 concejales bonaerenses, 18 legisladores provinciales, la senadora nacional Liliana Fellner y las diputadas nacionales Ana Perrone (Corrientes) y Silvia Simoncini (Sante Fe). Hasta el cuestionado José Ottavis, de La Cámpora, ensaya vía Kolina un acercamiento al gobernador de Buenos Aires, más allá de estar alineado con Mariotto en la Legislatura bonaerense.
Kolina actuaría así como la superestructura de contención del kirchnerismo post-Cristina, incluso como espacio de expresión de la progresía surgida a la luz de la transversalidad impulsada por el expresidente patagónico. Este jueves, la agrupación conducida por la ministra de Desarrollo Social lanzará una Secretaría de Derechos Humanos a cargo de la nieta recuperada Victoria Montenegro, con la presencia del secretario general de Kolina, Andrés La Blunda, también nieto recuperado. En marzo, la titular de Abuelas de Plaza de Mayo, Estela de Carlotto, había rechazado un ofrecimiento del gobernador para presidir el Consejo de la Mujer en la provincia.
La potencial inclusión de Alicia Kirchner en una fórmula presidencial terminaría además de cerrar el círculo iniciado en 2003 con la fórmula (Néstor) Kirchner-Scioli....".

Tomo prestado el corolario de la nota.
Para 2015, podría ser necesario alterar el orden de los factores para mantener intacto el producto: OTRA VICTORIA PERONISTA.

16 comentarios :

Donofrio dijo...

Habrá que ver que pasa de aca a mediados del añó que viene con la economía y el empleo. Ojalá que no haga falta este "plan b".

Chelo Saavedra dijo...

Yo daría unos saltos mortales en tirabuzón en un trampolín, pero si no hubiera necesidad de recurrir a este plan b.

Alejandro_Gustavo dijo...

No soy politólogo, ni analista político ni sociólogo. Ahora, si en este momento me preguntan quien va a ser el candidato de Cristina en 2015 no tengo ninguna duda que va a ser Scioli. Al día de hoy la percepción que tengo es esa. Cristina es pragmática y sabe que para el 2015 se necesita un candidato que aglutine a todo el peronismo y Scioli cumple con eso. Obviamente faltan 3 años y medio. Pero si me preguntan ahora esta es mi respuesta

Tolo dijo...

Coincido con Alejandro, aparte me parece que Cristina no tiene la menor intención de forzar un nuevo mandato, y con esta fórmula se le puede dar algún tipo de continuidad al proyecto kirchnerista.

Marquez dijo...

Más allá de gustos sobre Scioli, si permanece leal como lo ha sido siempre, tiene todo el derecho del mundo (y suficiente imágen positiva)para plantearse como candidato presidencial del FPV.
Aunque no es momento de hablar de esto, sino de gestionar.

Panadero dijo...

No adelantemos conclusiones, en 2008 y 2009 lo daban por muerto al kirchnerismo, y sacamos el 54%

Anónimo dijo...

El tema es que los dos presidenciales del conglomerado que es el peronismo kirchnerista, son Cristina, (si da luz verde a que se reforma la CN y si ese objetivo tan difícil hoy, puede llevarse a cabo despues de 2013) y Scioli (si sigue leal y no hace la gran Pepe Scioli).
Después no hay otro. Falta mucho, pero hoy no se ve otro candidato, con peso propio.
Victor.

Polo dijo...

Y, si Scioli llega a 2015 con las patas en el plato, claro que tiene derecho a su propio proyecto. A mí no me termina de convencer, pero si va como candidato del FPV, tiene mi voto.

DIEGO dijo...

a mí no me gusta para nada Scioli

no tanto por su pasado monosilabista menemista, repetitivo de tres frases(optimismo, deportes, turismo)
sino porque si lo comparo con el IQ de la presidenta me tengo que dar un tiro en las bolas, y no tengo ganas

después de andar en un F1, cuesta subirse a un usado clase A

desde luego que lo votaría frente a un Macri o Binnner

Anónimo dijo...

Hola Poli!! creo que Cristina no va a querer un 3er.mandato y la comprendo
totalmente, yo no me animaría a decir que no tenemos candidato/a para el 2015, en nuestro país pasan cosas raras, que se yo, talvez dentro de un tiempo tenemos mas de uno/a, con el tema dani, yo no me lo bancoooooo, al tipo lo veo que cuando tenga la oportunidad total se va al neoliberalismo, el otro día me contaban que NESTOR lo frizo en los primeros tiempos de su mandato.
saludos
Sil.

Gagarin dijo...

Coincido en lineas generales con el post de Polito.

Es inutil pegarle al motonauta, de hecho viene cumpliendo los "requisitos" de manual politico para ser el candidato oficialista en el 2015. Con el agregado de que fue testimonial en el 2009 jugandose su futuro politico individual. Cuando las papas quemaban, nunca saco los pies del plato.

Hay kirchneristas del "palo" que son valiosos, como el Chivo Rossi, Abal Medina, etc. pero no garantizan votos. No sale un nuevo Peron o Kirchner todos los dias.

Seria un signo de madurez lograr la continuidad de este rumbo, sin depender de personas, por mas historicas que estas sean. Scioli-Kirchner con la conduccion politica de CFK es lo mejor dentro de lo posible.

Saludos.

POLITO dijo...

Muchachos/Sil: Se advierten aquí, dos conclusiones más o menos compartidas:
1)Falta muchísimo como para dar por firmes estas tempraneras elucubraciones, las cuales son al solo efecto, de vislumbrar un arnés de seguridad o plan "B", ante una eventual acefalía de candidatos competitivos por parte del kirchnerismo "puro", para los próximos tiempos electorales.
2)La alianza política con Scioli, no debe ser saboteada en el inevitable internismo.
La ruptura sería un comportamiento políticamente riesgosísimo para ambos campamentos aliados.

Mientras tanto, la gestión sigue. Ahora con la ambiciosa meta de que el ciclo cristinestorista sea el mayor constructor de viviendas populares de toda la historia.
Así que, avanti morocha.

DIEGO dijo...

éso avanti morocha, porque el Motonauta se reúne con Melconián,
Barrionuevo (escuché)...

Voy a tener que volver al antiácido

Luis dijo...

Si, es cierto que no sacó los pies del plato -en público-, y en estos años que pasaron la fidelidad es un capital y una inversión (mas que nada si lo comparamos con las ratas que fugaron o se mostraron como topos infiltrados). Y si, con el revalúo campestre se puso los largos despues de 20 años (!) en política. ¿A alguno le alcanza para confiar?
Pero yo no me olvido de Casal, ni de los muertos en las cárceles, ni de la mafia bonaerense desbocada, ni de sus negocios con Boldt, ni de todos los planes para criminalizar pobreza y minoridad (y si es juntos, mejor), ni de sus viejos arrebatos xenofobos en el 2000 contra los sucios inmigrantes (reite de Mauricio). Si se lo elige como candidato será por portación de fama et nombre... y porque no se logró construir poder real y a futuro.
Votar a Scioli solo porque los otros son iguales o peores es una soga al cuello. Y si, será el cierre del proyecto por ultraderecha (dijo el chabón mientras le prende una velita a San Mariotto... y mientras recuerda temblando quién le sacó el 2º puesto al Chivo en Santa Fé. En un universo así, me quedo sin preguntas coherentes).

Gagarin: Lo de cumplir los requisitos... digamos, ¿como Reposo?. Y no, no salen lideres asi, pero no se me ocurre nadie mas lejos que el Dani para el puesto. Como dijeron arriba: tiene buen imagen pública... agrego: como Binner, para quienes creyeron el cuento de su buena gestión. Scioli hizo lo bueno que hizo porque desde Nacion tienen el ojo clavado en su territorio mas importante. Hasta los intendentes FPV tratan de mantener apariencias con obra pública... pero los planes de escuelas nuevas se hacen desde Nación, por ejemplo. Y se hacen, porque ni un mango se perdió en el camino (en mi partido, todos son viejos buitres de Duhalde que quedaron de este lado de la cancha, menos el flaco a cargo del ejecutivo. Y aun asi, hace lo que puede).

Falta bocha, me alegra un montón.

Anónimo dijo...

Si bien en política no se puede hacer futurología y bla bla bla, todo lo que sabemos, cada vez queda más claro que octubre de 2011 fue y será nuestra última gran alegría a nivel electoral en mucho tiempo.
Con el manco se termina el proyecto, de eso no hay dudas.
El resto, por diversos motivos, es mucho peor, de eso tampoco hay dudas.
Sin embargo, no creo que sea entera responsabilidad del gobierno el que no haya otros candidatos potenciales del palo.
En primer lugar, porque como dijo alguien más arriba, líderes como Néstor o Cristina no surgen ni de un día para el otro ni todos los días.
Si no, sería todo mucho más fácil.
Segundo, creo que al campo nacional y popular también le cabe su cuota de responsabilidad. Ahora hay muchos que se quejan y dicen, pasa que desde arriba no se habilitó, no se promovió, no sé...Basta compañeros, hay que hacerse cargo, no podemos estar siempre mirando hacia arriba para ver qué hacer.
Si no, caen en lo que tanto critican: que como las decisiones pasan siempre exclusivamente por Cristina no hay recambio.
La militancia también tiene que ponerse los pantalones largos. En políticas los lugares, los espacios, el nombre, la trayectoria, no se regalan, se construyen, se pelean, se ganan.
Luis.

Luis dijo...

Tocayo: No es una queja nueva, desde el vamos se hablo de la construccion del poder por sobre los inevitables capitostes heredados. La boleta de 2009 con Néstor en Buenos Aires fue el punto mas bajo de esos errores, a mi entender.
Que las decisiones pasen por Cristina exclusivamente (sea aclarar lo que no se explicó bien -o para el ojete-, sea pararle el carro sin levantar la perdiz al animal de Capitanich, o sea cargar sobre sus hombros la exposicion de cuanta politica social se encare) es parte de la crítica también. Lo que me deja quejandome por todo pero asi soy, no hay garompa que me venga bien.
De un tiempo a esta parte muchas caras del gobierno salen a hacerse cargo publicamente de sus áreas (Kicillof, Abal Medina, incluso Randazzo y siguen las firmas. Ni hablar de San Mariotto y la incipiente renovación del PJ en la legislatura bonaerense) a pesar de los que sólo hablan con coherencia en privado y la embarran mal en público. Veo recambio, veo discursos coherentes, apasionados e inteligentes en subalternos. Alégrome. No veo a Scioli como parte de esto.
Mis peros y temores son muy específicos. Y lo mismo vale para el obispo Uturbey, el golpeador de hippies molestos Beder Herrera, Monsanto Capitanich o el finado facho rionegrino.
Se juega la mayoría de las veces con las cartas que se tiene, soy consciente se eso. Y no soy quien para dar lecciones de militancia a nadie; si eso se entendió pido disculpas. Abrazo.